Un culo de post

culo

Lo lamento profundamente (bueno, no tanto) por la gente que ha llegado a este post a través de una busqueda en google de ese elemento físico que a todos nos gusta tanto. Pero me refería a la parte trasera de Apri, mi scooter. La verdad es que Marta y yo nos enamoramos de ella nada más verla, aunque nuestro noviazgo (somos muy chulos y llamamos así a esperar a tener el dinero para comprarla)  duro algunos meses más. Es sólo una 125, pero es una absoluta gozada disfrutar de Madrid sin tener que preocuparse demasiado de atascos o de buscar aparcamiento. Es verdad que este invierno ha habido algún día dificil, con tanto frío y mal tiempo, pero en general es una estupenda compañera, y además, tiene un culo…

Categorías:Erase una vez, Miradas66Etiquetas: , , , ,

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s