Cinco consejos para estar sentado en una Terracita

Beer_2008-11_2008-12-2.jpgEstoy seguro que al leer el título del post, más de uno y más de una habrá pensado que el artículo va a ser una soberbia sarta de tonterías sobre lugares comunes. Pasando por encima de que muchos pueden pensar eso mismo sobre la totalidad de textos de este blog, que pá gustos los colores, no me extraña en absoluto. No creo que haya mucha gente que necesite que le den consejos sobre como sacarle provecho a pasar la tarde, el mediodía o la mañana en una terracita cualquiera, con una buena cerveza, refresco, vino o similar, al aire libre y disfrutando de las vistas de su ciudad, pueblo o donde quiera que sea que pueda colocarse un establecimiento de este tipo. Por supuesto, con amigos.

Pues empieza a ser la misma sensación que me producen los infinitos post que se publican sobre Twitter y la manera o no de “sacarle partido”, “usarlo”, “aprovecharlo” o combinaciones de n verbos con las cifras “5”, “10” o “15” combinadas de dos en dos. Porque a no ser que con tu cuenta de Twitter representes a una empresa, o pretendas conseguir algo distinto que no sea comunicarte y compartir tiempo con otras personas a los otros múltiples lados de los hilos de esta red social, no necesitas más consejos para moverte en ella y disfrutar que los que necesitas para estar en una terracita con los amigos.

Por que más allá de las pocas y sencillas reglas de “manual de instrucciones” de Twitter, las que atañen a su funcionamiento como herramienta, el resto ya las conoces. Son las de la educación, el respeto y tus ganas o maneras de relacionarte en sociedad. Ni más ni menos. Si para ti la buena educación es de una manera cuando andas por la calle, estás en el trabajo o te sientas en la susodicha terracita, en Twitter, Facebook o cualquier red social es exactamente lo mismo. De sentido común. Olvídate de asincronías, de lenguajes especiales o de pensar que “no se pueden hacer amigos” en una red social. Se pueden hacer exactamente igual que el trabajo, en el colegio o en una plaza. Lo importante no es donde empieza una amistad, sino lo que se hace para que crezca (o no). Si no quieres hacer amigos o simplemente prefieres observar a la gente en silencio, también sabes lo que tienes que hacer, elegir una silla alejada y sentarte a observar, pero tampoco creo que necesites instrucciones para hacerlo. Disfruta, como quieras y con quien quieras.

Ah, se me olvidaba, los cinco consejos: Busca una mesa libre, siéntate, levanta la mano para llamar al camarero, consume, paga la cuenta.

Categorías:Desde esta parte del PatioEtiquetas: , , , ,

4 Comments

  1. cfisiocenter

    ¡Uf! Tienes toda la razón. Permíteme que te tutee. Leerte tanto en mi TL hace que realmente seamos vecinos de patio.
    Al principio, lo reconozco, leía esos post. Pero ¡Son tantos! y ¡Tan parecidos! Mi carácter terminó por imponerse. Y así disfruto más.
    ¡Camarero, otra caña!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s